La cámara de senadores se llena de suplentes

No estamos descubriendo el Hilo Negro, hemos visto como muchos políticos dejan sus cargos para ir en busca de otro, a estos seres se les conoce como “Chapulines”, ya que saltan de un puesto a otro.

Sin embargo, parece que en esta ocasión el descaro ya es total, ya que parece tradición u obligación dejar el puesto al que fue elegido antes de que concluya este, para ir en busca de otro, así lo publican mis amigos de Milenio, quienes encontraron que la cámara de senadores tiene ya 35 senadores suplentes (27.3 por ciento) y se prevé que en las próximas semanas pidan licencia cuando menos 10 más, lo que equivaldrá a 45 cambios de escaño, 35 por ciento del total de la cámara. 

“Si hasta ahora la cara original del Senado ha cambiado en más de 20 por ciento desde 2012, el éxodo arreció en los últimos días del periodo ordinario y se prevé que antes de febrero, uno de cada cuatro legisladores propietarios haya abandonado su escaño, lo que convierte a esa Cámara en la del mayor número de chapulines en el último cuarto de siglo”

De 128 senadores electos en los comicios federales de 2012, hasta ahora 21 ocupan otros cargos en el gobierno federal, son gobernadores o alcaldes u ocupan cargos diplomáticos; tres se fueron a su casa y cinco murieron en estos últimos años.

¿Para eso votamos por nuestros representantes? Para que nos abandonen a mitad de camino y no concluyan. Ahora deberíamos de votar por aquel, que además de todas sus propuestas, prometa terminar su encargo para el que fue elegido ¿O no Jaime Rodríguez Calderón?

Con información de Milenio

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *