Suspensión del Tamiz Neonatal otra más de la 4T

El pasado 26 de marzo hospitales de la red del seguro popular, en Sonora, Chiapas, Baja California, Puebla, Durango, Aguascalientes, Tamaulipas, Tlaxcala, Hidalgo, Veracruz  y la Ciudad de México denunciaron su preocupación ante la posible suspensión temporal de la prueba de tamiz neonatal, ésta prueba implica el análisis de una muestra sanguínea tomada del talón del Recién Nacido, la misma puede realizarse únicamente dentro de los primeros 2 a 5 días posteriores al nacimiento, su finalidad es la detección oportuna de enfermedades congénitas y deficiencias fisiológicas, en los últimos 6 años se previnieron 5209 casos de discapacidad gracias a su aplicación, esto sin duda alguna impacta directamente en la calidad de vida de los niños y sus familias, así como las oportunidades a las que tendrá acceso en la vida futura. 

¿Violencia obstétrica o negligencia médica?

En nuestro país la prueba es obligatoria y gratuita para todos los Recién Nacido desde 1998, en el medio privado va desde los 3000 a los 4500 pesos. ¿Cuántos padres tendrán la posibilidad de costearlo por su cuenta? La secretaria de Salud desmintío que fuera a suspenderse el servicio a pesar de los correos y oficios que se evidenciaron en redes sociales y agregó que si bien es un hecho el término del contrato con la empresa que dotaba al sector de “servicios especializados en el procesamiento de pruebas de tamiz metabólico neonatal”, ya se está trabajando en la nueva licitación, mientras tanto el gobierno de cada estado deberá tomar las medidas pertinentes para dar continuidad a dicho programa, apoyándose en otras instituciones de salud para conseguirlo.


En contraste el 28 de marzo el Senado de la República avaló la Reforma a la Ley General de Salud, en la que establece que el tamiz deberá ser realizado antes del egreso hospitalario del RN.  



El gobierno ha significado el desempleo de muchos mexicanos

Esperemos que la estrategia de contingencia de buenos resultados y ningún menor se vea afectado en el proceso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *