¡Adiós terapias de conversión! Mauricio Clark ¡se acabó tu negocio!

Este día mis amigas las senadoras mexicanas se pusieron la bandera LGBT+ y propusieron modificar Ley General de Salud y el Código Penal, para tipificar como delitos las llamadas “terapias de conversión”, las cuales buscan volverte Heterosexual a cualquier costa, tipo Mauricio Clark.

Mi amiga, Citlali Hernández, legisladora de Morena, explicó:

“La idea establecer penas de cárcel hasta de tres años, a quienes participen en esta clase de actividades, que buscan “curar la homosexualidad”.

Asimismo, suspender o quitar la licencia de trabajo a aquellas personas de la salud que participen en estas acciones, así es, hay personas con grado académico que se prestan a hacer dichas acciones que lesionan los derechos humanos.

Paty Market, de Movimiento Ciudadano, pidió que todos los grupos parlamentarios apoyen esta iniciativa, (Seguro los del extinto PES y PAN estarán a favor) pues recordó que desde los años 90 del siglo pasado, la Organización Mundial para la Salud (OMS) eliminó las formas de la diversidad sexual del catálogo de enfermedades.

Al que si le funcionó otro tipo de terapia de conversión fue a Germán Martínez, ahora Senador de Morena, pero que fue miembro del partido conservador Acción Nacional, a tal grado que fue su ¡PRESIDENTE NACIONAL! sin embargo, el explica que ya no mira hacia atrás y, por el contrario, pidió el apoyo para esta iniciativa, pues se trata de los derechos de la comunidad de la diversidad sexual. ¿Cómo ven? huele a doble moral panista ¿no?

A su vez, la senadora del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Alejandra Lagunes, ofreció el apoyo de su instituto político a esta iniciativa que busca garantizar los derechos de las personas y acabar con violaciones graves a los derechos humanos.

El vocero del grupo parlamentario de Morena, Salomón Jara, ofreció también el apoyo de su grupo parlamentario a esta iniciativa.

Sea como sea, mi equipo estará al pendiente de qué pasa y que no, ya ven que a la mera hora anuncian iniciativas con bombo y platillo y al final son mandadas a la congeladora. ¡Señores senadores, los estaremos vigilando!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *